Corte Interamericana de Derechos Humanos: Costa Rica debe aprobar el matrimonio gay

Corte Interamericana de Derechos Humanos: Costa Rica debe aprobar el matrimonio gay

01-09-2018
Bandera de Costa Rica al lado de la bandera gay.

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ordenó a Costa Rica garantizarles a las parejas del mismo sexo todos los derechos existentes en la legislación, incluido el derecho al matrimonio, sin discriminación alguna frente a las parejas heterosexuales.

La declaración de la corte surge a raíz de una consulta hecha por el actual gobierno del presidente Luis Guillermo Solís Rivera.

La Corte definió a la identidad de género como ‘‘la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual podría corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento’’.

“La Corte Interamericana reiteró que la Convención Americana no protege un determinado modelo de familia. Debido a que la definición misma de familia no es exclusiva de aquella integrada por parejas heterosexuales, el Tribunal consideró que el vínculo familiar que puede derivar de la relación de una pareja del mismo sexo se encuentra protegido por la Convención Americana. Por tanto, estimó que todos los derechos patrimoniales que se derivan del vínculo familiar de parejas del mismo sexo deben ser protegidos, sin discriminación alguna con respecto a las parejas entre personas heterosexuales”, indica el comunicado.

Además, indica que “la Corte estimó que en ocasiones la oposición al matrimonio de personas del mismo sexo está basada en convicciones religiosas o filosóficas. Si bien reconoció el importante rol que juegan dichas convicciones en la vida y dignidad de las personas que las profesan, consideró que éstas no pueden ser utilizadas para condicionar lo que la Convención Americana establece respecto de la discriminación en razón de orientación sexual”.

“En vista de lo anterior, resolviendo la pregunta planteada por Costa Rica, la Corte consideró que el cambio de nombre, la adecuación de la imagen, así como la rectificación a la mención del sexo o género, en los registros y en los documentos de identidad para que estos sean acordes a la identidad de género auto-percibida, es un derecho protegido por la Convención Americana. Como consecuencia, los Estados están en la obligación de reconocer, regular, y establecer los procedimientos adecuados para tales fines”, indica el comunicado de la CIDH.

El diputado cristiano y candidato presidencial, Fabricio Alvarado, expresó su descontento con esta directriz de la CIDH. “No nos extraña esta posición de la Corte Interamericana, que no es más que una recomendación, un criterio, no es una sentencia y, por lo tanto, no es vinculante”.

Alvarado atacó al actual gobierno por su apoyo a la comunidad LGBTI y por ser “incapaz” de celebrar el Día de la Familia durante el tiempo que ha gobernado Costa Rica. “Cuatro años en los que ha violentado los principios y los valores de la mayoría de los costarricenses, promoviendo el aborto, promoviendo la agenda LGTB, promoviendo la ideología de género desde un decreto presidencial, hasta las mismas guías sexuales del Ministerio de Educación”, externó el candidato.

Por su parte, la también postulante a la presidencia de Costa Rica, Stephanie Campos, expresó a Mundo Cristiano que: “Somos muy respetuosos de lo que pueda indicar la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Sin embargo, ante esto está la soberanía de nuestro país y lo que se ha indicado en nuestra Constitución Política, en el Código de Familia y la Sala Constitucional. El matrimonio en Costa Rica se ha propuesto monogámico, heterosexual y creo que como Estado eso es lo que debemos impulsar. También estamos de acuerdo en proveer efectos patrimoniales para las uniones de las personas del mismo sexo, pero no estamos de acuerdo en que una figura nueva se equipare al matrimonio”.

Campos añadió que “organismos europeos internacionales han dicho en varias ocasiones que el matrimonio igualitario no es un derecho. ¿Por qué? Porque la parte de inclinación sexual y gustos sexuales no se puede equipara con un derecho. Es eso precisamente, son gustos, entonces no todo a lo que se le llama derecho es un derecho. Entonces, es por eso que no podemos dar cabida a una reclamación de un derecho al matrimonio igualitario”, indicó.

El gobierno de Costa Rica informó que atacará la opinión consultiva de Corte IDH a través de una conferencia de prensa brindada por la vicepresidenta del país Ana Helena Chacón. "Hoy nuestro Estado reafirma el compromiso inaludible de acoger, respetar y acatar en su totalidad, este criterio que ha dado la Corte a solicitud expresa de Costa Rica el pasado 18 de mayo, del 2016. Por lo tanto, a partir de este momento el Poder Ejecutivo se avocará a estudiar en profundidad y con seriedad absoluta la resolución brindada por la CIDH".

La funcionaria catalogó la fecha como un día histórico para el continente americano. "Hoy, es un día esperanzador, para que incluso en los rincones más oscuros de nuestro continente, las futuras generaciones de personas LGTBI, crezcan sin miedo, y tengan las mismas oportunidades en igualdad, para desarrollar sus propios proyectos de vida", afirmó.