Mujer musulmana enfrenta un asesinato por honor, luego encuentra esperanza en Cristo

Mujer musulmana enfrenta un asesinato por honor, luego encuentra esperanza en Cristo

05-03-2022
aishasoulsstories_hdv.jpg

Aisha nació en Amman, Jordania en una estricta familia islámica (Imagen: captura de pantalla de IFoundTheTruth.com)

Creyentes en Jesucristo de origen musulmán están contando testimonios milagrosos de cómo encontraron la verdadera esperanza y la salvación después de años de dolor y búsqueda bajo el Islam.
 
En una serie de testimonios llamados "Souls & Stories" proporcionados a CBN News en asociación con  IFoundtheTruth.com , explican cómo Cristo se les presentó de maneras sobrenaturales.

Aisha nació en Amman, Jordania en una estricta familia islámica. Su padre abusó de ella verbalmente y le dijo cosas que nunca se le deben decir a una hija, pero su religión no fue fuente de paz para ella durante esos dolorosos años. En cambio, sintió la condena constante del Islam.

Cuando Aisha y su familia se mudaron a los EE. UU., estaba desesperada por ser amada y quedó embarazada a los 17 años. Sabía que la cultura islámica obligaba a su padre a matarla por deshonrar a su familia. Temiendo por su vida, decidió abortar, una vergüenza que cargó durante muchos años. 

En el Islam, "sus pecados eran imperdonables", y le habían enseñado que era "odiada por Alá". Sufriendo de depresión y pensamientos suicidas, buscó incansablemente el perdón y la esperanza. Un día, mientras clamaba a Alá por misericordia, fue cuando escuchó una voz audible decir una palabra: "Jesús". 

Después de escuchar esa voz del cielo, Aisha dirigió sus oraciones a Jesús pidiéndole que se revelara a ella.

"Esa fue la primera vez que sentí una sensación de paz, fue cuando oré a Jesús", explica.

Esa única experiencia sobrenatural le dio un hambre insaciable por la verdad, y en Romanos 5:8 encontró la verdad y el perdón que deseaba desesperadamente. 

Después de tantos años de sentir el juicio constante de Allah, Aisha finalmente descubrió que Jesús estaba lleno de misericordia y compasión por las mujeres. 

Ella dice que el marcado contraste entre la forma en que la religión islámica trata a las mujeres en comparación con la forma en que Jesús trató a las mujeres jugó un papel importante en su decisión de seguir a Cristo.

"Viste a Jesús acercarse a las mujeres con un elemento de ternura, y sabes, la mujer en el pozo, la mujer que tenía un trastorno hemorrágico, Jesús la llamó 'hija', y eso fue enorme para mí de leer porque en el Islam las mujeres no son muy apreciadas en absoluto", dice Aisha.

Ella señala que bajo el Islam tenía que rogar misericordia a Alá sin sentir que alguna vez la recibiría, pero descubrió que Jesús es verdaderamente misericordioso. "A lo largo de las Escrituras, ves a Jesús caminar hacia los pecadores y los marginados", dice ella. "Fue realmente interesante ver la ternura que Jesús tenía hacia los pecadores y los marginados, mientras que en el Islam habría vergüenza, condenación y muerte literal en ciertas situaciones". 

Años más tarde, el padre de Aisha se estaba muriendo de alcoholismo cuando ella se sintió impulsada por el Espíritu Santo a llamarlo. 

ABAJO: Aisha comparte lo impactante que sucedió con su padre en su lecho de muerte.

Vea la película completa del testimonio de Aisha haciendo clic aquí: IFoundTheTruth.com