El Departamento de Justicia investiga a un médico que se opone a las cirugías trans

El Departamento de Justicia investiga a un médico que se opone a las cirugías trans

03-01-2024
imagen_cbn_perseguido_en_texas.jpg

Un cirujano de Texas enfrenta una investigación federal después de exponer que se realizan procedimientos transgénero en niños después de que el hospital dijera que dejaron de hacerlo.

El Dr. Eithan Haim dijo a CBN News que ningún profesional médico debe participar en lo que él llama procedimientos transgénero "bárbaros".

"Estos médicos creen que pueden convertirse en dioses y crear algo nuevo", dijo. "No es el trabajo de un médico hacer daño a la gente, incluso si la persona lo desea".

Es un daño, dijo, que el paciente no puede revertir.

"Tienen que renunciar a algo que no tienen idea de comprender, que es la pérdida potencial de tener una familia en el futuro", explicó.

El Dr. Haim dijo que se sintió aliviado cuando el Texas Children's Hospital, donde trabajaba, anunció que suspenderían sus procedimientos transgénero.  Sin embargo, dijo que más tarde descubrió que los procedimientos seguían realizándose.

"Hubo algunos residentes que yo conocía que dijeron que acababan de terminar de implantar un dispositivo de bloqueo de la pubertad en un niño de 11, 12, 13 años que creía que era transgénero, que tenía todos estos problemas psiquiátricos que no se estaban abordando", dijo el Dr. Haim.

Le entregó documentos, posiblemente historiales de pacientes redactados, a Christopher Rufo, del Manhattan Institute, en un intento de demostrar que los tratamientos seguían en curso.

 "El hospital infantil más grande del mundo estaba mintiendo sobre un programa que manipulaba, mutilaba y esterilizaba a niños adolescentes, jóvenes y confundidos", afirmó el Dr. Haim.

Poco después de denunciar los hechos, el Dr. Haim fue informado de que estaba siendo objeto de una investigación federal, posiblemente por violación de la privacidad de los pacientes, algo que él niega.

"Estoy siendo atacado porque fui un denunciante", dijo.

La abogada del Dr. Haim, Marcella Burke, dijo a CBN News que la investigación tiene motivaciones políticas.

"No tenemos ninguna indicación de por qué está siendo investigado", dijo. "Tenemos entendido que el Departamento de Justicia estaría interesado en acusarlo por un tecnicismo si pudiera".

Burke califica la investigación de táctica de miedo.

"El Departamento de Justicia, el FBI, la división de Salud y Servicios Humanos, hay numerosas agencias dentro del Departamento de Justicia que están abusando de su poder para obligar a los denunciantes para que mantengan la boca cerrada", dijo.

Burke envió una carta al congresista Jim Jordan (republicano de Ohio), presidente del Subcomité Selecto sobre la militarización del Gobierno Federal, y al congresista Chip Roy (republicano de Texas), presidente del Subcomité sobre la Constitución y el Gobierno Limitado.  En la carta, Burke pide una investigación de lo que ella llama la "militarización del gobierno federal".

Tanto el Departamento de Justicia como el Departamento de Salud y Servicios Humanos dijeron a CBN News que no pueden hacer comentarios sobre la existencia o no de una posible investigación.

El Dr. Haim no es el único profesional en medicina que se opone a los procedimientos transgénero.  Por eso, el Instituto para la Libertad Religiosa ayudó a lanzar la Iniciativa por el Derecho a la Conciencia Médica.  Establece que ningún médico, clínica u hospital debe ser presionado u obligado a realizar o participar de otro modo en procedimientos electivos altamente cuestionados, como el aborto, el suicidio asistido por un médico o la cirugía de "transición de género".

 "En los últimos años hemos visto leyes aprobadas en Arkansas, Ohio, Carolina del Sur, Montana y Florida", dijo a CBN News David K. Trimble, vicepresidente de Políticas Públicas y Educación del Instituto para la Libertad Religiosa.

"Estamos trabajando ahora mismo en otros seis estados", dijo. "Hay leyes estatales, y también está la Primera Enmienda que protege nuestros derechos de libre ejercicio en la Constitución de EE.UU. como personas de fe".

Sin embargo, a pesar de estas protecciones, muchos médicos pueden realizar los procedimientos de todos modos.

"Cuando estás en esa situación, hay presión", dijo el Dr. Haim. "Si decides hablar en contra de algo así, casi puedes garantizar que habrá graves ramificaciones en tu carrera".

El Dr. Haim fue uno de los oradores destacados en la Conferencia de Acción Política Conservadora en Washington, D.C. en el panel "Génesis 1:27", refiriéndose al versículo bíblico que dice: "Dios creó al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó".

Durante la discusión, Haim dijo que los tratamientos transgénero en menores son como las lobotomías - la cirugía cerebral que se promocionó en algún momento para tratar enfermedades mentales pero que más tarde se determinó que hacía más daño que bien.

"Lo que les está ocurriendo a estos niños no es medicina", afirmó el Dr. Haim.

Terry Schilling, presidente del American Principles Project, también intervino en la mesa redonda.

"No hay nada malo en los cuerpos de estos niños. No hay nada malo en los cuerpos de estos adultos. Los adultos también se ven perjudicados por esto, y es importante reconocerlo. Pero no existe tal cosa como un niño transgénero. Hay niños y hay niñas", dijo Schilling.

Si bien los opositores a los procedimientos transgénero dicen que alterar físicamente los cuerpos de niños con problemas no es la respuesta, la mayoría cree que estos jóvenes necesitan una intervención de salud mental.

"Muchos jóvenes están sumidos en el caos", afirma David Trimble. "Les falta comprensión y les falta compasión. Y ahí es donde tenemos que empezar. Y creo que tenemos que empezar por quererlos, escucharlos y cuidarlos".

"Decirles a estos niños que son perfectos tal y como son", dijo el Dr. Haim. "Que están pasando por un momento difícil, y que las lecciones que aprenden durante esos momentos son las que llevan a la edad adulta, y que pueden encontrar la felicidad en cómo fueron creados".